LA ZONA MUERTA: Stephen King


Autor: Stephen King

Año de publicación: 1979

Género: Drama, suspense

Sinopsis: Tras pasar una tarde agradable en la feria con su novia, John Smith sufrirá un accidente que le dejará en coma durante más de cuatro años.
Cuando despierte, descubrirá que todo su mundo ha cambiado, pero el destino todavía le deparará otra sorpresa. Cuando entra en contacto con alguien se le desvela el pasado y el futuro de esa persona, lo cual le llevará a recorrer un tortuoso camino.



Mi Opinión: Lo primero que debería aclarar respecto a esta novela, es que no hay terror, ni siquiera un poquito. Si habías leído Stephen King en la portada y andabas buscando un poco de emociones fuertes, en este libro no lo vas a encontrar. Yo calificaría la novela como un drama don elementos fantásticos.

Nos encontramos ante una historia muy introspectiva, en la que lo importante son los sentimientos del personaje protagonista y la relación con su círculo íntimo. Esta es una historia de superación personal, en la que cada paso que dé el protagonista tendrá un precio, un precio muy alto. Pero además, Stephen King reflexionará sobre dios, sirviéndose del personaje de la madre de John Smith y del extraño poder que se ha despertado en él tras el accidente. La novela crea un debate que el protagonista deberá resolver, utilizar sus poderes para hacer el bien a costa de su felicidad, o mantenerlos en secreto y tratar de ser feliz.

Si hay algo destacable en la novela, es el vínculo entre el protagonista y su padre. La relación entre ambos esta tratada de manera magistral, y como unidos tratan de sobrellevar  no solo las secuelas del accidente de John, sino también la paranoia de la madre.

Con esta novela me ha ocurrido algo bastante extraño. El tema en sí no me atraía demasiado (comencé a leer la novela sin saber de que trataba), sin embargo, no podía dejar de leerla. La primera mitad del libro es sobre todo un dama amoroso, pero a pesar de ello consiguió atraparme. Precisamente, es la primera escena es, según mi opinión, la mejor de la novela.


La novela fue adaptada al cine en 1983. La película estuvo dirigida por David Cronenberg y protagonizada por Christopher Walken. Como en la mayoría de historias de Stephen King adaptadas al séptimo arte, se pone en duda su calidad, aunque repasando lo que hay por ahí, no es ni mucho menos de las peores.
Publicar un comentario